UN MES DE UNA COPA DEL MUNDO PARA LA HISTORIA

UN MES DE UNA COPA DEL MUNDO PARA LA HISTORIA

Hoy se cumple un mes del España-Bélgica disputado en el Santiago Martín que llevó a la selección española femenina a su tercer podio mundialista consecutivo. La sexta medalla en seis años desde el oro del Europeo 2013, y que consolida a España en el segundo puesto del ránking FIBA en categoría femenina.

Laia Palau, Silvia Domínguez, Cristina Ouviña, Alba Torrens, Marta Xargay, Anna Cruz, Queralt Casas, Belén Arrojo, Laura Nicholls, Laura Gil, Bea Sánchez y Astou Ndour, con Lucas Mondelo en el banquillo, fueron las protagonistas de un equipo que impresionó a los aficionados que llenaron las gradas del Quico Cabrera y del Santiago Martín por su entrega, competitividad y calidad.

Unos cuartos de final de tensión y emoción ante Canadá, en el que España tiró de competitividad y talento; una semifinal tremenda ante la Australia de Liz Cambage en la que se bordeó la heroica, y el partido por el bronce ante la emergente Bélgica, que certificó que la selección femenina es el mejor equipo del continente europeo.

Jorge Garbajosa: “Un mes después crecen los motivos para sentirnos orgullosos”

El presidente de la FEB, Jorge Garbajosa, afirma que “un mes después de la finalización de la Copa del Mundo de Baloncesto Femenino FIBA 2018, crecen los motivos para sentirnos orgullosos de lo que sucedió durante esos días en Tenerife. La perspectiva del tiempo nos permite tener datos sobre la repercusión informativa y en Redes Sociales, y con ellos, anticipar las cifras de impacto económico que el campeonato tuvo sobre la isla. La proyección indica que la Copa del Mundo fue un rotundo éxito.”

Garbajosa quiso ir más allá de las cifras y apuntó que “siendo importante la dimensión de estos números, no suponen para nosotros el principal motivo de satisfacción como organizadores de la World Cup. Los legados humano, deportivo y baloncestístico superan con creces esas variables, como también lo hace el hecho de que el público tinerfeño se haya implicado para construir, junto al excelente equipo de profesionales que llevaron a cabo una organización sin precedentes en el baloncesto femenino, la mejor Copa del Mundo de la historia. Esa herencia que permanece y seguirá creciendo con el tiempo es más importante que cualquier balance económico.”

Tampoco quiso olvidarse de las protagonistas de la Copa del Mundo: “Y para que todo haya salido así de bien, hay una pieza que ha sido esencial en el desarrollo del campeonato: nuestra Selección Nacional. Hoy se cumple un mes de la medalla de bronce que nuestras jugadoras se colgaron, en una nueva demostración del talento, la determinación y la capacidad de esfuerzo de una generación mítica de nuestro deporte. Por eso mi principal recuerdo es para ellas, porque gracias a su trabajo todo el despliegue que realizamos desde la FEB cobró un sentido especial y único: el de homenajear a un equipo de jugadoras que, sobre la pista, seguían acumulando triunfos”.

Una isla volcada con el evento
Como han afirmado las instituciones tinerfeñas hay un antes y un después de la Copa del Mundo 2018 en la isla. El torneo tuvo el compromiso de las cuatro instituciones: Gobierno de Canarias, Cabildo de Tenerife, Ayuntamiento de San Cristóbal de La Laguna, Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, más el apoyo de los Ayuntamientos de Puerto de la Cruz y Los Realejos.

Un evento que ha contado con 45 empresas locales que han actuado como proveedores, incluidos siete hoteles en los que se han realizado más de 8.500 pernoctaciones. La organización ha estado formada por 215 personas y 350 voluntarios. En cuanto a patrocinadores, la FEB sumó a los ocho Global Sponsors de la FIBA los 12 espacios para empresas nacionales que cedía la Federación Internacional.

Repercusión social y mediática

Ha sido, posiblemente, la Copa del Mundo Femenina con más afición en las gradas, incluidos los partidos en los que no competía España. Las entradas para toda la Fase Final se agotaron completamente, con una ocupación del 93% en los partidos jugados por las chicas de Lucas Mondelo, y de un 60% en el resto de partidos. El choque de Estados Unidos ante China tuvo una ocupación del 78%.

Con más de 400 periodistas acreditados, el torneo tuvo una gran repercusión tanto en España – con audiencias medias superiores a los 400.000 espectadores – como en los 155 países a los que se les vendió los derechos de televisión, con más de 240 horas de imágenes vía satélite. Teledeporte multiplicó por seis su share medio de audiencia durante los días en los que se disputó la Copa del Mundo, y el partido de China ante Estados Unidos tuvo una audiencia en el país asiático de 35 millones de espectadores.

El nivel de repercusión en redes sociales de la Copa del Mundo estuvo a la altura de las finales de la WNBA, con una audiencia potencial por encima de los 231 millones de personas.

Un Legado extenso e innovador 

La Copa del Mundo 2018 trascendió el ámbito deportivo. En el Pabellón Quico Cabrera se realizó una reconstrucción casi completa, mientras que el Santiago Martín ha mejorado aspectos como el sistema de iluminación y sonido.

En el último año se han realizado más de 50 actividades (deportivas, culturales y sociales) dentro de un programa de promoción que continuará hasta febrero de 2019. Por las dos ‘Fan Zones’ instaladas en Santa Cruz de Tenerife y San Cristóbal de la Laguna han pasado más de 20.000 personas. El concierto inaugural del torneo tuvo casi 6.000 asistentes, mientras que el programa de competición Plaza 3×3 CaixaBank registró un récord de inscripción de más de 105 equipos y hasta 5.000 visitantes.