ESPAÑA SE DESPIDE DE TENERIFE CON VICTORIA

ESPAÑA SE DESPIDE DE TENERIFE CON VICTORIA

Con firmeza defensiva, fuerza y lucha en el rebote y buena puntería en el lanzamiento exterior, España ha dominado con seguridad el primer cuarto del partido, que ha cerrado con +9. Cuatro triples repartidos (Colom, Brizuela, Abalde y López-Arostegui) han marcado diferencia de forma paulatina, al tiempo que en defensa se dejaba pocas fisuras a los turcos. Y frente a los centímetros de Erden, la combatividad de Saiz y Llovet ha decantado para España la balanza del rebote.

Un tiro libre de Vicedo en el último ataque de España ha colocado en el marcador la máxima diferencia (25-16) hasta ese momento, premio merecido para un equipo sólido y perfectamente engrasado en todas sus acciones.

Una canasta de Colom apenas iniciado el segundo cuarto ha ampliado un punto más la ventaja (27-17), el tiempo muerto pedido por Sarica no ha conseguido romper el ritmo de la SEAM, y un espectacular mate de Sebas recogiendo una medida asistencia de Quino ha llevado el marcador hasta el 31-19 (minuto 13). Un triple más, éste de Beirán, ha seguido ampliando el marcador, y dos tiros libres de Saiz lo han llevado al 36-22 mediado el cuarto. Y una canasta de Brizuela, jugando unos minutos de base, ha significado el +17 (40-23).

Pero los turcos no se han dado por vencidos y han aprovechado unos minutos de cierto bajón español para recortar su clara desventaja y ponerla por debajo de los 10 puntos (45-36). Hasta que un canastón final de Tomàs ha cerrado el cuarto con un marcador más acorde de lo que habían sido los primeros 20 minutos (47-36).

Al regreso del vestuario les ha costado a los dos equipos encontrar el pulso, especialmente el anotador. Pero de estos minutos de imprecisiones y pérdida de fluidez, aún ha arrancado España algún punto más y jugadas brillantes como un ‘coast to coast’ de Darío (53-38, minuto 26). Y cuando ha recuperado el ritmo y las sensaciones, de nuevo certera desde la línea de 3 puntos, se ha ido hasta el 59-40 (minuto 29).

España seguía luchando cada ataque y cada defensa, mientras Montenegro conseguía in extremis el pasaporte a China ante Letonia en la plaza que quedaba del grupo. Se consiguió la máxima diferencia de 20 puntos (72-52 minuto 37) y Scariolo retiró a Colom y Saiz (los dos jugadores que han estado en las seis ventanas) para que recibieran el homenaje del público. Al final un +16 que evidencia el compromiso de unos jugadores que querían cerrar con victoria una fase de clasificación casi impecable.

Y como valor añadido a la décima victoria de España en esta fase, dos debuts más como internacionales absolutos: los de Pere Tomàs y Albert Ventura, con lo que la lista ha alcanzado finalmente nada menos que 22. Otra guinda para la fiesta del viaje hasta China.

Homenaje a Charo Borges

En el descanso, la FEB y la Federación Canaria han tributado un homenaje a Charo Borges, la primera jugadora canaria en ser internacional absoluta con España, en 1970. El presidente de la FEB, Jorge Garbajosa, y el de la Federación Canaria, Carlos Olano, le han hecho entrega de una camiseta de la Selección y ha recibido la cariñosa ovación del público tinerfeño.